¿Alguna vez te has fijado si tienes puntos rojos en el cuerpo?

Nuestro cuerpo muchas veces  puede tener ciertos rasgos que nosotros podemos ver como cosas normales, por ejemplo, los lunares, normalmente son pequeños puntos negros, sin embargo se han visto casos en los que pueden ser mucho más que una mano, y pueden estar ubicados en sitios realmente extraños.

De igual manera se cree que  a veces salen muy pocos en el cuerpo, pero también se han visto personas que tienen grandes cantidades de estos lunares, las pecas por ejemplo, pueden aparecer en toda el área de la cara, pechos y espalda. Por lo que ya es bastante normal ver a una persona con estas características.

Siempre se ha recomendado estar muy pendiente de este tipo de lunares, ya que se han presentado ocasiones en las que suelen ser cancerígenos por lo que presentan un gran riesgo para quienes lo tengan, sin embargo la mayoría de las veces no suele generar ningún problema en la persona.

Dentro de todos estos tipos de lunares, hay uno en especial que muchas personas consideran extraño, y son los famosos puntos rojos, estos los podemos ver en algunas personas, tienen la forma de un lunar, pero su color es rojizo, y muchas personas creen que tenerlos involucra estar enfermos.

[spoiler title=”VER ARTICULO COMPLETO”]

Conoce todo sobre estos puntos rojos

Normalmente estos puntos rojos podemos verlos en la zona del pecho o en los brazos, en vez de lunares los expertos prefieren llamarlo como “puntos rubí”, y es común  verlo en personas mayores de 40’ año, aunque también pueden salir en la adolescencia.

Como tal son unas dilataciones capilares, que aparecen por los fallos que pueden haber en el sistema vascular, pueden verse separados en todo el cuerpo, o estar juntos en una zona en particular.

Por su tamaño muchos afirman que este tipo de puntos rojos pueden ser lunares, sin embargo la forma en la que aparecen son totalmente diferente, incluso, es bastante raro que aparezca un lunar de este color.

El dermatólogo y profesor de la Universidad de Barcelona Ramón Grimalt afirma: “esto es una marca de envejecimiento cutáneo que no se encuentra relacionado con el sol y que a su misma vez tiene un componente familiar clarísimo”. Científicamente se le llama angioma capilar adquirido, y si en algún momento un padre o una madre llegan a presentar varios de estos puntos rojos, es bastante probable que sus hijos puedan heredarlos.

Muchas de las personas al ver este tipo de lunares suelen preguntarse si estos pueden ser peligrosos, sin embargo se considera que ninguno de estos puntos rojos pueden ser cancerígenos.

Aunque si se recomienda que se esté pendiente de los bordes de los puntos o del tamaño. Pero no son nada peligrosos, e incluso pueden quitarse con muchos tratamientos naturales o para el que lo desee puede eliminarlos a través de una pequeña y rápida intervención quirúrgica.

Ahora que sabes todo sobre estos puntitos rojos, lo mejor es que no te alarmes y te quedes tranquilo, ya que de esta manera sabes que nada malo te va a ocurrir si llegas a tenerlos en tu piel.

Comparte esta información…

[/spoiler]
-->