¡El extraño caso de la mujer que se come las cenizas de su esposo!

Casie, una mujer de 26 años, nunca pudo recuperarse de la muerte de su marido, quien murió en el año 2011, víctima de un terrible ataque de asma.

Una vez recibidas las cenizas de su marido, Casie rápidamente las colocó en una caja que contenía los restos del hombre que amaba. Ella comenzó a llevar esta caja a todo lugar donde iba; ya fuese que estuviera de compras o viendo televisión; no había lugar donde no fuera sin su caja. Pero esta obsesión se puso peor, cuando comenzó a comerse la cenizas de su esposo.

Dos meses después que su esposo hubiera fallecido, Casie compró una urna más lujosa para contener las cenizas y cuando estaba transfiriéndolas de una urna a la otra, algo del polvo cayó sobre su mano y ella instintivamente se lamió. Fue allí donde comenzó su extraña adicción. 

 

¿En qué consiste esta extraña condición?

enfermedad-1Durante mucho tiempo, todos los días, varias veces al día mojaba la punta de su dedo en las cenizas de su marido muerto y las comía. Su familia pronto comenzó a preocuparse por este extraño hábito y motivaron a la mujer a que buscara ayuda profesional.

De hecho, Casie sabía que estaba enferma, pero dijo: «No puedo parar! lo extraño mucho». Ella se sometió a tratamiento, pero no hay informes sobre si ella logró deshacerse de la adicción o si simplemente terminó de consumirse las cenizas de su marido.

Probablemente Casie sufría de una serie de trastornos que consistían en alotriofagia, combinada con diferentes variaciones de depresión. La alotriofagia, también conocida como «síndrome de Pica»; es una condición muy extraña en los seres humanos.

En la alotriofagia, el individuo presenta un apetito incontrolado por ciertas cosas o sustancias no comestibles, como tejidos, jabón, monedas, carbón, piedra, entre otros. El caso de Casie es aún más extraño y aterrador, ya que no sólo siente apetito por una sustancia no comestible, sino que está comiéndose las cenizas de una persona difunta; en este caso, de su marido. Perder a la persona que se ama no debe ser nada fácil, y esta es tal vez la manera en la que Casie intenta mantener a su marido «con vida».

Deja tus comentarios…

-->